20 de febrero de 2011

Habrá que desempolvar el disfraz de valiente y salir a tropezar.